Uriangato, Gto.- Después de lograr un acuerdo con la Comisión Federal de Electricidad (CFE), el municipio de Uriangato pagó la multa y el ajuste en el consumo de energía eléctrica que provocó la instalación ilegal con la que se iluminaba la parroquia de San Miguel Arcángel.

El pleno del Ayuntamiento autorizó a los titulares de la Sindicatura y la Dirección de Servicios Públicos Municipales para que realizaran un convenio con la CFE para que a partir de hoy se ilumine el atrio y la parroquia de san Miguel Arcángel. Luego de más de 22 días que la parroquia se mantuvo a oscuras por la noche, pues para la iluminación no estaba estipulado un convenio entre el municipio y la comisión y se detectaron anomalías en la conexión por lo que personal de la CFE desconectaron los cables.

Para subsanar este inconveniente fue necesario pagar una multa por 26 mil pesos y realizar un convenio con la CFE para el cobro del alumbrado por 15 mil pesos y a partir de hoy el municipio pagará este consumo y de nueva cuenta este edificio emblemático para Uriangato luce iluminado.